un caudillo hispanogodo hoy casi desconocido

…Mientras en Algeciras se erige un monumento a Almanzor, el jefe musulmán que hizo innumerables incursiones contra los cristianos; a quien el servicio estatal de Correos le dedica una emisión filatélica; mientras en TVE se emitirá una película en la que la Reina Isabel es rebajada en dignidad…

…resulta que nos tenemos que enterar, casi por casualidad, de que existió un heróico y combativo caudillo que murió combatiendo a Abderramán III… en nombre de su estirpe hispanogoda y de su recuperada fe cristiana…

Más información sobre este tema la he sabido gracias al blog titulado “Andalucía  de Este a Oeste“:

http://carmenberdones.wordpress.com/2011/01/11/bobastro-el-loco-sueno-de-omar-ibn-hafsun/

Las ruinas de Bobastro, en el término malagueño de Ardales, cuentan la increíble historia de un converso que plantó cara a los califas de Córdoba. / (…).

[Mesas de Villaverde, provincia de Málaga, paraje que esconde las ruinas de Bobastro]

Ardales fue desde tiempos remotos el paso natural que conectaba el litoral malagueño con el interior de la provincia, transitado por las sucesivas civilizaciones que poblaron la Península.

Omar ibn Hafsú debía conocer al dedillo estos indómitos territorios que rodean a la ciudad de Ardales, una vastedad de montañas, cortados y desfiladeros abismales donde vio por primera vez la luz en el siglo IX.

El altivo carácter de los montañeses estaba muy alejado del sometimiento al que obligaban los omeyas de Córdoba, quienes para entonces habían extendido su dominio por todo al-Andalus. Después de servir en su corte por un tiempo, a Omar comenzó a hervirle en la sangre las ansias de independencia a la que estaba tan acostumbrado y, junto con otras tribus descontentas como él, formó un fabuloso ejército rebelde, levantó una inexpugnable ciudad guerrera en Bobastro, y acabó conquistando para los suyos un reino cuyos límites alcanzaban las provincias de Jaén, Córdoba y Sevilla.

[Ruinas de la basílica, excavada en la roca]

Ibn Hafsún era muladí, provenía de una rancia familia de mozárabes, de cristianos viejos arrinconados en las escarpaduras malagueñas. Su abuelo fue el primero de la saga en convertirse al Islam, pero Omar no tardó en sentir las voces de sus antepasados y abrazó de nuevo el cristianismo. A partir de entonces se llamó Samuel, tuvo el atrevimiento de nombrar un papa en Bobastro y, según algunos estudiosos, le construyó a su hija, ahora santa Argentea, un eremitorio, ya que quiso dedicar su vida por completo a la oración.

[Pilares de piedra viva, en la basílica de Bobastro]

Pedro Cantalejo (Director del Museo de Historia de Ardales) me indica el camino que lleva hasta el supuesto cenobio: un sendero de escalones tallados en la roca ciclópea del monte. La vereda serpentea desconcertante por la abrupta pendiente. Los pinos apenas proyectan una leve sombra, ylas chicharras se deshacen haciendo sonar con desespero los timbales del abdomen.–¡La sinfonía del verano!- exclama Pedro optimista, sin hacer caso de las punzadas que lanzan los rayos de sol sobre nuestras cabezas. La iglesia mozárabe no tarda en aparecer, excavada en las entrañas de un enorme peñón. Los muñones de sus muros se alzan negros como el hollín, y los huecos de los arcos de herradura se abren tallados en la roca como bocas espectrales. Una de sus naves quedó a medio esculpir. Al morir Samuel, el reino de Bobastro comenzó a desmembrarse. Ninguno de sus cuatro hijos varones supo contener la furia de los emires cordobeses, y fue Abderramán III quien acabó por arrasar la ciudad, dejándola reducida a una escombrera. El cuerpo de Samuel, Omar ibn Hafsún, fue sacado de su tumba y expuestos sus despojos en la ciudad califal para escarnio de sus seguidores mozárabes, quienes aún tuvieron que soportar el martirio a que fue sometida Argentea, subida desde entonces a los altares de las iglesias.

Anuncios

Acerca de hirania

i am a man!
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s